RECETA DE ENSALADA GRIEGA

Adentrémonos en la magia de la dieta mediterránea con una exquisita ensalada griega, conocida por su sabor fresco y auténtico que nos transporta directamente a las pintorescas costas de Grecia. Esta delicia nutritiva se ha ganado un lugar especial en nuestros corazones y platos, y no es difícil entender por qué. Sus ingredientes cuidadosamente seleccionados hacen de esta ensalada una opción ideal para aquellos que buscan un plato ligero, lleno de vitaminas y minerales. Descubre cómo esta receta tradicional puede deleitar tus sentidos al tiempo que supone una opción saludable para tu organismo.

Ingredientes para 4 personas

  • 2 tomates maduros, cortados en rodajas jugosas.
  • 1 pepino fresco, picado en cubos.
  • 1 pimiento verde, sin semillas y cortado en tiras.
  • 1 pimiento rojo, sin semillas y cortado en tiras.
  • 1 cebolla roja, cortada en rodajas finas.
  • 200 gramos de queso feta, desmenuzado o en daditos.
  • 100 gramos de aceitunas kalamata, sin hueso (si no tienes puedes usar aceitunas negras).
  • 1 cucharadita de orégano seco.
  • 2 cucharadas de aceite de oliva virgen extra.
  • 1 cucharada de vinagre de vino tinto.
  • Sal y pimienta al gusto.

Instrucciones

  1. En un tazón grande, mezcla los tomates, pepino, pimientos y cebolla roja.
  2. Agrega las aceitunas kalamata (o aceitunas negras) y el queso feta a la mezcla.
  3. Espolvorea el orégano seco sobre la ensalada para realzar los sabores mediterráneos.
  4. En un pequeño recipiente, prepara el aderezo combinando el aceite de oliva, el vinagre de vino tinto, la sal y la pimienta. Mezcla bien y vierte sobre la ensalada.
  5. Remueve suavemente para asegurar que todos los ingredientes se impregnen con el aderezo.
  6. Sirve en un plato llano y ¡A disfrutar!

Consejos

Para que tu ensalada griega sea aún más auténtica y llena de sabor, te recomiendo que dejes marinar las verduras en el aderezo durante al menos 30 minutos antes de servirla. Esto permitirá que los sabores se mezclen y se potencien, dando como resultado una experiencia culinaria realmente deliciosa.

Además, si deseas darle un toque adicional, puedes agregar unas hojas frescas de albahaca o perejil justo antes de servir. ¡Esto añadirá una nota aromática y una explosión de frescura que hará que tu ensalada griega sea inolvidable!

Todas nuestras recetas buscan ser saludables y nutritivas, incluyendo ingredientes naturales y variados que promuevan la salud de nuestros pacientes. Sin embargo; son recetas genéricas y no adaptadas al perfil médico individualizado de cada persona. Por lo que, si tienes alergias o intolerancias, o si presentas patologías concretas que requieran de una dieta especial; recuerda acudir a tu nutricionista para una mejor adaptación de tu dieta a tu estado de salud particular.

¿Te ha gustado esta receta? Prueba también nuestra receta de la semana pasada: pechuga de pollo a la naranja, una receta procedente de China que te encantará. ¡No te la pierdas!

Fotografía: Yuliya Stolyevych’s Images